MEGALUNO PASTERNAK El fin de una gran injusticia

MEGALUNO PASTERNAK
El fin de una gran injusticia
 


 


Fotografía del profesor Pasternak durante su breve estancia en Berlín Oriental en 1958, invitado por las autoridades culturales de la RDA para dirigir la puesta en escena de Rienzi.

 

Citas célebres:
LAS FRASES DEL PROFESOR

Reconocido artista naïf:
LOS DIBUJOS DEL PROFESOR

Obra musical:
DISCÍPULO DE STOCKHAUSEN

Calles y plazas dedicadas:
LAS CALLES DEL PROFESOR

El profesor Megaluno Pasternak vino al mundo en Krakovia (Polonia) el 15 de abril de 1920; el mismo día en el que en Massachusetts, EE.UU., se comete el asesinato de dos guardias que transportaban la nómina de la fábrica de zapatos Slater & Morrillel, y del que serían injustamente acusados los inmigrantes anarquistas Sacco y Vanzetti.

Con apenas 20 años emigró a España, donde castellanizó su nombre de pila (que originalmente era Meghalunn) y se instaló en la capital, donde finalizó sus estudios de Ciencias Físicas en la Universidad Complutense. Allí tuvo que defenderse de la acusación de estraperlo de uranio, aunque salió airoso y hasta obtuvo un puesto en la recién creada Junta de Energía Nuclear.

Ahora que pasa el invierno de su vida en la soleada Benidorm, vamos a dedicarle unas líneas -a través de la voz de quien mejor lo conoció, el literato uruguayo Inocencio Neumann-Nabbo- que deshagan la injusticia histórica cometida con él. Ahora que, en los atardeceres de su amado pueblo costero, por el paseo marítimo, el Profesor a veces le cuenta a algún chaval que él fue el verdadero Bill Gates. Que, como a Tesla, le robaron todos los secretos, que fue propuesto para el Nobel... y los chavales se ríen y se van corriendo, pensando que es un viejo verde.

 

Remembranza de un gran hombre
Por: Inocencio Neumann-Nabbo

Me viene a la memoria su libro "Aprenda Logos/COBOL y FORTRAN", precursor de la informática y editado por Cursos CEAC, es de obligada lectura. Profético. Esa imagen del profesor Pasternak, muy concentrado, gafas de pasta, traje de alpaca marrón, y tras él una computadora que ocupa una pared entera. ¡Adelántese al futuro! decía Pasternak. Mítico libro. Un libro con muchas lecturas. Polimorfo y poliédrico... Lo estudiaron en la NASA y en un comité chino sobre fenómenos paranormales. Incluso contenía la fórmula de un tipo de yogur que se relaciona con la prolongación de la vida de los habitantes de Shambala. Sin duda, es el Tesla español, sobre todo por sus investigaciones en el campo del peeling electromagnético. Pero, como siempre sucede con los genios nacionales, no se le reconocerán los méritos hasta después de muerto.

En los años 70 le acusaron de racista, cosa absurda teniendo en cuenta que se casó con una inglesa. Él fue el que dijo aquello de "El vídeo 2000 es el futuro" en 1982 y lo invirtió todo en la compra de una ensambladora de grabadores V2000.  "La cinta de vídeo grande como una tableta de turrón y de doble cara es la garantía de triunfo". Fue su única profecía fallida. Pero la que le llevo a la completa ruina.

También creó el lema que, años más tarde, la compañía alemana de chocolatinas Ritter Sport empleó en sus campañas publicitarias: "Más grande, cuadrado, mejor". Toda una declaración de intenciones. Hay quienes consideran al profesor Pasternak el último virtuoso del sarrusófono, y hace años que se intenta organizar en el Auditorio Nacional un concierto a dos bandas (guitarra clásica y sarrusófono) entre John Williams y él. También patentó un motor de mondas de patata que, en la actualidad, pretende fabricar una importante multinacional portuguesa.

No hay que olvidar su fichaje por la compañía VOLVO para aquel slogan "VOLVO PURO HIERRO MACIZO ", que hizo bajar un 670% la facturación de la noble marca sueca. Y su inmersión en el fértil mundo de los videojuegos, ideando y grabando el ABU SIMBEL PROFANATION, juego multipantallas donde era imposible pasar de la primera. Pasternak lo hizo para gente de su nivel y claro. Rotundo fiasco y cierre de la empresa Dinamic.
 
Grande Pasternak, incomprendido Pasternak. Su último artículo, de tan elevado, nadie lo entendió. Hasta sus alumnos le llamaron loco. Lo publicó en Karma 7 -dónde si no- bajo el título "EL HUEVO CÓSMICO Y LA TRIPLE C".
 
En los años ochenta, malviviendo ya, malgastó su prodigioso talento como guionista de películas de Bruce LE -con una sola E- y Bruce LAI, sendos imitadores del karateca, en producciones alemanas donde estos tipos, de Stuttgart uno y de Sabadell, el otro, se limitaban a achinar los ojos y a dar patadas a diestro y siniestro de forma poco grácil y burda.
 
Pasternak ha sido recuperador de instrumentos mesopotámicos de viento, generador de complicadísimas teorías cuánticas sobre Elipse Mental, diseñador de la gran mega tableta insípida Ritter Sport, mesías del Video 2.000-Super 2.000, ponente y presidente de honor en las jornadas mundiales de Parapsicología 1979 celebradas en Almansa.

Ya es hora de que todo esto se sepa. Que vea la luz la verdad y se haga justicia. Me calzaré el coturno para escribir áureos aforismos de un panegírico excelso y rendido. Mostraré al mundo a los rufianes de opereta que han denostado la figura del venerable profesor; los pisaré como a lombrices de tierra que se enroscan para evitar el
 aplastamiento, y pediré a Dios que les levante el castigo que, necesariamente, merece su ingratitud. ¡Iluminación!
 
 
Ditirambo 1 en honor del Venerable:
 
 
     Oh, profesor Pasternak:
      Refulgencia suprema del gozo terrenal
      Que ofusca a los espíritus indómitos.
      Oh, profesor Pasternak:
      Dupliquémonos a su paso
      Para honrarle más.
      Miremos la luz que se nos regala
      Aunque nos duelan los ojos
      Y el corazón.
      Oh, profesor Pasternak:
      Corre hasta el confín del Universo,
      Alarga la mano y...
      ... toca a Dios


Calles, pueblos, centros cívicos.... el Venerable se merece esto y más. De momento la Calle Pro. Pasternak solo está en las afueras de Pripiat, la ciudad Fantasma de Ucrania. Y nadie la puede visitar. ¡Que solemne injusticia!
Pasternak es útil para el mundo. Solo él sabe lo que pasa en Fukushima. No en vano es el único ingeniero que estuvo tanto en Chernobil como en Fukuhima trabajando en la matriz de reactores RBMK 1000. Él único que estuvo en ambos lugares en la construcción de esas Moles Nucleares que tanto le emocionaban. "La Central es tan segura que la podría tener en el jardín de mi casa", dijo el día inaugural entre aplausos.
(En verdad ese tipo de reactor se llama RBMK 100- P. El guión y la P algunos desalmados la omiten, pero esa es la verdad
.)

Pobre profesor... Hay que dedicarle una calle en España, en esa localidad en la que pasó algunos de sus mejores años junto a su esposa Demelza Curly: Torrejón de Ardoz. Como van a hacer en un pueblecito precioso a la vera de Fukushima (por su contribución al desarrollo de la energía nuclear en el mundo), algo que aún no lo ha confirmado el Emperador del Japón, ocupado en asuntos quizá menos importantes pero que requieren su inmediata atención...

En sus últimas declaraciones al prestigioso News of the World, el Profesor ha revelado por fin el significado de las siglas RBMK: Reactor Biodegradable de Morfología Cilíndrica. La K la puso porque quedaba mejor, emulando al gran George Eastman, fundador de Kodak, cuando dijo que la letra K en un nombre aseguraba el éxito. También fue él quien financió parcialmente esa gran película, nunca entendida, que se tituló Waterworld; y presidió la hoy olvidada Fundación Nacional para la Promoción de la Lebodopa (FNPK). Ahora, a pesar de su edad avanzada, está tratando de rescatar el Zeppelin como medio de transporte. Asegura que el hidrógeno no es tan peligroso como dicen.

El Profesor Pasternak no tiene página en wikipedia. Se niega en redondo. En su célebre discurso de 1993 en Silicon Valley, indicando a grandes compañías que "Internet era un viaje hacia la nada", " un sinsentido", "un fracaso absoluto e inmediato", aprovechó para incidir, ante tan selecto auditorio, en la potencia y versatilidad de sus ordenadores Amstrad CPC 6128, reformados, con un "restiling" que permitía una ampliación de memoria hasta los 256K.  El famoso "PASTERNAK PACK" incluía el ordenador -monitor fósforo verde- y el célebre juego "Olé Toro" para su exclusiva distribución en Alemania. Se agenció un lote de 100.000 unidades a bajo precio, tras el hundimiento de Dinamic -en parte provocado por él mismo- e invirtió todo lo que tenía convencido del potencial de ese juego en el que uno se convertía en maestro de la lidia.

En 1995 insistió, pese a la voz contraria de S.Jobs de Apple y de B.Gates de Microsoft, en el fracaso de Internet. "Eso es una mierda y vosotros lo sabéis", les grito desde el estrado durante su ponencia. Entonces presentó su último producto, el FAX-MULTIFAX PASTERNAK, que imprimía a gran velocidad en blanco y negro y reutilizaba disquetes blandos de cinco pulgadas ya casi extinguidos en las empresas de medio mundo. "Esto es lo que se va a comer el mercado mundial", grito encorajinado antes de que le diera el vahído.

A partir de ahí, silencio, olvido. Extraños trabajos. Subsistencia. Genialidad. Y Benidorm. Hay que enseñar al mundo su grandeza. El episodio del maletín de uranio es el único borrón de su extraordinaria carrera.

Basilea, marzo de 2011